Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Introducción al cáncer

El cuerpo humano esta compuesto por millones de células que varían en tamaño, forma y funciones. Las células son los bloques estructurales de todos los tejidos del cuerpo. En el tejido sano, nuevas células se crean durante la división celular en un proceso llamado mitosis. Cuando las células envejecen, pasan por un proceso de autodestrucción llamado apoptosis. Existe un balance muy delicado entre la velocidad en que se crean nuevas células y la destrucción de las células viejas. El cáncer ocurre cuando este balance se pierde y las células comienzan a crecer fuera de control. Esta condición puede aparecer tanto como por el crecimiento descontrolado de nuevas células como por la pérdida de la habilidad de autodestrucción de las células viejas, resultando en la formación de una masa anormal de células o tumor. Una formación benigna o tumor no canceroso, consiste en un crecimiento errático de células de apariencia normal. Estas células no migran a otras partes del cuerpo (no producen metástasis) permaneciendo confinadas al sitio del tumor. Las células malignas (cancerosas) sin embargo, si producen metástasis a otras partes del cuerpo utilizando el sistema circulatorio o linfático y formando nuevos tumores en sitios lejanos al tumor inicial. Los distintos tipos de cáncer reciben su nombre de acuerdo al lugar de origen del crecimiento tumoral original, este tumor se denomina tumor primario. Si el cáncer de pulmón produce metástasis al cerebro, el tumor cerebral es considerado tumor metastático de pulmón, no cáncer cerebral. El tumor cerebral va a ser considerado un tumor secundario.

Ubicaciones