Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Corticosteroides suprarrenales

Las glándulas suprarrenales son parte del sistema endocrino, que regula los niveles de hormonas en el cuerpo. Son glándulas pequeñas, en forma de pirámide, cada una de las cuales está apoyada en la parte superior de un riñón. Las glándulas suprarrenales producen una hormona llamada cortisol. El cortisol tiene muchas funciones, pero lo más importante es que puede producirse cortisol extra para ayudar a controlar los efectos de una infección, un trauma y del estrés emocional.

En este caso, los tejidos por lo demás sanos de la rodilla son vistos por el sistema inmune como agentes infecciosos y son atacados por los propios glóbulos blancos del organismo, lo que causa una inflamación dolorosa. A veces, no obstante, incluso la producción extra de cortisol no controla adecuadamente la respuesta del sistema inmune.

Los corticosteroides son fármacos que se pueden inhalar, administrar por vía oral, por vía tópica o por inyección intravenosa o intramuscular. Se producen de forma sintética hormonas que son muy similares al cortisol. Bloquean los glóbulos blancos de la sangre y evitan que ataquen los tejidos, y disminuyen las sustancias inflamatorias que producen estas células inmunes.

Los corticosteroides se utilizan con frecuencia para el tratamiento de trastornos inflamatorios y autoinmutarios, tales como la artritis reumatoide, el lupus eritematoso sistémico, y ciertos trastornos respiratorios.