Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Condromalacia rotuliana

Por David D. Sherry, MD, Professor of Pediatrics;Director, Clinical Rheumatology, University of Pennsylvania;The Children's Hospital of Philadelphia ; Frank Pessler, MD, PhD, Helmholtz Centre for Infection Research, Braunschweig, Germany

La condromalacia rotuliana (síndrome femororrotuliano) es el desgaste del cartílago de la superficie posterior de la rótula.

Esta dolencia aparece de forma característica en la adolescencia. Los corredores son especialmente propensos. La causa es probablemente un trauma menor, repetitivo, causado por una desalineación de la rótula. La desalineación hace que el cartílago de la superficie posterior de la rótula roce contra otros huesos al doblar la rodilla.

Se siente un dolor sordo y continuo alrededor y detrás de la rodilla. No hay inflamación. Trepar (especialmente subir o bajar escaleras), practicar ciertos deportes, estar sentado durante mucho tiempo y correr suelen empeoran el dolor.

El médico establece el diagnóstico basándose en los síntomas y la exploración física, y puede recomendar ejercicios para fortalecer los músculos cuádriceps, que enderezan o extienden la articulación de la rodilla.

Aumentar la flexibilidad de la rodilla mediante ejercicios de elasticidad también es beneficioso. Deben evitarse las actividades que empeoran el dolor (de forma característica, las que implican la flexión de la rodilla). La aplicación de hielo y la administración de antiinflamatorios no esteroideos (AINE), como ibuprofeno o naproxeno, ayudan a aliviar los síntomas. En algunos casos, la superficie posterior de la rótula debe rasparse con un pequeño fibroscopio óptico (artroscopio), del diámetro aproximado de un lápiz, que permite la visualización del interior de la articulación.