Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Introducción a la piel

Por Robert J. MacNeal, MD, Maine Medical Center

La piel es el órgano más grande del cuerpo. Tiene muchas funciones importantes (ver Estructura y funcionamiento de la piel), como regular la temperatura corporal, mantener el equilibrio hidroelectrolítico y percibir los estímulos dolorosos o agradables. La piel conserva las sustancias químicas y los nutrientes del cuerpo a la vez que evita la penetración de sustancias peligrosas en el organismo y actúa como escudo que lo protege de los rayos ultravioletas emitidos por el sol. Además, el color, la textura y los pliegues de la piel (ver Descripción de marcas y protuberancias cutáneas, y de cambios de color) contribuyen a identificar las características individuales. Cualquier alteración en el funcionamiento o en el aspecto de la piel (ver Efectos del envejecimiento en la piel) pueden tener consecuencias importantes en la salud física y mental.

Muchos de los problemas que se presentan en la piel se limitan a la misma. Sin embargo, en algunos casos, la piel revela un trastorno que afecta todo el cuerpo. En consecuencia, a menudo se considera la posibilidad de diversas enfermedades al examinar problemas cutáneos. Con frecuencia se realizan análisis de sangre u otras pruebas de laboratorio para detectar una enfermedad interna en casos de problemas cutáneos (ver Diagnóstico de trastornos cutáneos).