Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Cinc

Por Larry E. Johnson, MD, PhD, University of Arkansas for Medical Sciences;Central Arkansas Veterans Healthcare System

El cinc está ampliamente distribuido por el organismo, en huesos, dientes, pelo, piel, hígado, músculos, glóbulos blancos (leucocitos) y testículos. Forma parte de más de cien enzimas, incluidas algunas de las que participan en la formación del ARN (ácido ribonucleico) y del ADN (ácido desoxirribonucleico).

La concentración de cinc en la sangre depende de la cantidad que se ingiera con los alimentos. El cinc es necesario para que la piel esté sana, para que cicatricen las heridas y para el crecimiento.

Gran parte del cinc consumido en la dieta no se absorbe. Una alimentación con gran contenido de fibra y de fitatos (presentes en el pan integral, el salvado, los frijoles o alubias, la soja, otras legumbres y los frutos secos) reduce la absorción de cinc.

Carencia de cinc

  • La carencia de cinc tiene muchas causas, algunas de las cuales son la alimentación, el alcoholismo, el uso de diuréticos y diversos trastornos.

  • Si se padece este déficit, se pierde el apetito y el cabello, se siente pereza y desaparece el sentido del gusto.

  • Se puede medir la concentración de cinc en la sangre, pero esta prueba no es un método fiable para determinar si existe un déficit.

  • El tratamiento consiste en tomar suplementos de cinc por vía oral.

Numerosos trastornos aumentan el riesgo de que se produzca una carencia de este mineral. La carencia de cinc en la alimentación es poco frecuente en los países desarrollados, La deficiencia de cinc es más frecuente en las personas de edad avanzada que viven en instituciones y en las que están confinadas en casa.

¿Sabías que...?

  • La carencia de cinc debilita el sistema inmunitario y provoca que las heridas tarden más en curarse.

  • Este déficit es más frecuente en las personas de edad avanzada que viven en instituciones y en las que están confinadas en casa.

Causas de la carencia de cinc

Causa

Ejemplos

La dieta (una causa poco frecuente en los países desarrollados)

Consumo insuficiente de carne y otras proteínas

Consumo de alimentos que contienen fitatos (que inhiben la absorción), como los cereales integrales, cereales, maíz, arroz, frijoles, soja, otras legumbres y nueces

Trastornos

Alcoholismo

Infecciones sanguíneas (septicemia)

Nefropatía crónica

Diabetes mellitus

Trastornos que dificultan la absorción (malabsorción)

Hepatopatías

Trastornos pancreáticos

Anemia de células falciformes (anemia drepanocítica o drepanocitosis)

Tratamientos

Diuréticos

Alimentación intravenosa durante un periodo de tiempo muy prolongado

En presencia de acrodermatitis enteropática, un trastorno hereditario poco frecuente, el cinc no se absorbe.

Síntomas

Los primeros síntomas son la inapetencia y, en los bebés y en los niños, retraso en el crecimiento y en el desarrollo. Puede que el cabello se caiga por zonas. Se siente pereza e irritabilidad. El sentido del gusto y del olfato están alterados. Aparecen erupciones cutáneas. En los hombres, la producción de esperma disminuye. El sistema inmunitario se ve afectado y las heridas cicatrizan más despacio y de forma menos completa.

Si una mujer embarazada tiene carencia de cinc, el bebé puede presentar defectos congénitos y pesar menos de lo esperado al nacer.

En la acrodermatitis enteropática, los síntomas suelen manifestarse en el momento del destete del lactante afectado. Este trastorno ocasiona diarrea y alopecia. Aparece una erupción alrededor de los ojos, de la nariz y de la boca y en las nalgas. El sistema inmunitario puede verse afectado, lo que da lugar a muchas infecciones. Los bebés no pueden crecer como se esperaba.

Diagnóstico

  • Evaluación por un médico

  • Respuesta a los suplementos de cinc

Se sospecha una carencia de cinc a partir de los factores personales, de los síntomas y de la respuesta al tratamiento con suplementos de cinc. Los análisis de sangre y de orina no miden con exactitud la concentración de cinc.

Tratamiento

  • Suplementos de cinc

Los suplementos de cinc se toman por vía oral hasta la desaparición de los síntomas; son eficaces para tratar la acrodermatitis enteropática.

Exceso de cinc

No es frecuente consumir demasiado cinc. Por lo general, el exceso de cinc se debe a la ingesta de alimentos ácidos o de bebidas enlatadas en recipientes con revestimiento de cinc (galvanizados). En ciertas industrias, la inhalación de vapores de óxido de cinc da lugar a un exceso de cinc en el organismo.

Se tienen náuseas, vómitos y diarrea. Inhalar vapores de óxido de cinc causa un trastorno denominado fiebre por vapores de metal, cuyos síntomas son respiración rápida, sudoración, fiebre y sabor metálico en la boca. El consumo excesivo y prolongado de cinc reduce la absorción de cobre, causa anemia y afecta al sistema inmunitario.

Diagnóstico

  • Evaluación por un médico

El diagnóstico se basa en los factores personales y en los síntomas.

Tratamiento

  • Cambios en la alimentación

El tratamiento consiste en ingerir menos cinc.

La fiebre por vapores de metal remite tras permanecer entre 12 y 24 horas en un entorno sin vapores de cinc.

Recursos en este artículo