Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Lesiones tisulares sin congelamiento

Por Daniel F. Danzl, MD, Professor and Chair, Department of Emergency Medicine, University of Louisville School of Medicine

Información:
para pacientes

1 iOS Android

La exposición al frío puede producir lesiones agudas y crónicas sin congelamiento tisular.

Eritema por frío

La forma más leve de lesión por frío es el eritema por frío. Las zonas afectadas están adormecidas, hinchadas y rojas. El tratamiento es el recalentamiento, que produce dolor y prurito. Rara vez persiste una hipersensibilidad leve al frío durante meses a años.

Pie de trinchera (de inmersión)

La exposición prolongada al frío húmedo puede producir pie de trinchera o de inmersión. Habitualmente, se produce una lesión de nervios periféricos y de la vascularización; en casos grave, puede haber lesiones del músculo y la piel.

En un inicio, el pie está pálido, edematoso, húmedo, frío y entumecido. Puede producirse maceración tisular si los pacientes caminan mucho. El recalentantamiento produce hiperemia, dolor y con frecuencia hipersensibilidad a la presión leve, que pueden persistir durante 6 a 10 semanas. La piel puede ulcerarse o puede aparecer una escara negra. Es frecuente la disfunción autónoma con aumento o disminución de la sudoración, cambios vasomotores e hipersensibilidad local a los cambios de temperatura. Puede aparecer atrofia muscular y disestesia o anestesia, que pueden hacerse crónicas.

El pie de trinchera puede prevenirse llevando botas no ajustadas, manteniendo secos los pies y las botas y cambiando con frecuencia los calcetines.

El tratamiento inmediato es el recalentamiento en agua de 40 a 42°C) seguido por curaciones estériles. Debe evitarse el consumo de nicotina. Los síntomas neuropáticos crónicos son difíciles de tratar; puede intentarse un tratamiento con amitriptilina (ver Dolor neuropático).

Sabañones (perniosis)

Se producen zonas localizadas de eritema, tumefacción y prurito por la exposición repetida al frío; no está claro su mecanismo. Aparecen ampollas o ulceraciones. La mayoría de las veces, los sabañones afectan los dedos y la zona pretibial y son autolimitados. A veces se produce una recidiva de los síntomas.

La palabra perniosis suele usarse con frecuencia para referirse a un trastorno vasculítico más usual en mujeres jóvenes con antecedentes de síndrome de Raynaud. La lesión endotelial y neuronal produce hipersensibilidad vascular al frío e inestabilidad simpática. Nifedipino 20 mg tid po, Limaprost 20 tid po mcg, o corticosteroides (oral, p. ej., prednisolona 0,25 mg / kg bid, además de los corticosteroides tópicos) puede ser eficaz para pernio refractario. Los fármacos simpaticolíticos y evitar la nicotina también puede ser útil.