Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Ambliopía tóxica

(Ambliopía nutricional)

Por James Garrity, MD, Whitney and Betty MacMillan Professor of Ophthalmology, Mayo Clinic

Información:
para pacientes

1 iOS Android

La ambliopía tóxica (ambliopía nutricional) es una reducción de la agudeza visual que se cree debida a una reacción tóxica en la porción orbitaria (haz papilomacular) del nervio óptico. Puede ser causada por múltiples factores tóxicos. El síntoma principal es la pérdida visual. El diagnóstico es por la anamnesis y el examen campimétrico. El tratamiento consiste en evitar los agentes tóxicos sospechosos y mejorar la dieta.

Etiología

La ambliopía tóxica suele ser bilateral y ocurre sobre todo en pacientes que abusan del alcohol o del tabaco. La desnutrición y las deficiencias vitamínicas (p. ej., vitaminas B1 o B12 o folato) pueden ser la causa, particularmente en los alcohólicos. Es rara la verdadera ambliopía inducida por tabaco. El plomo, el metanol, el cloramfenicol, la digoxina, el etambutol y muchos otros agentes químicos pueden dañar el nervio óptico. Las deficiencias de proteínas y antioxidantes pueden ser factores de riesgo. La ambliopía tóxica puede asociarse a otros factores nutricionales, como al síndrome de Strachan (polineuropatía y dermatitis bucogenital).

Signos y síntomas

La borrosidad y el oscurecimiento de la visión se desarrollan en el plazo de días a semanas. El pequeño escotoma inicial central o pericentral se agranda lentamente y afecta en general tanto la fijación como la mancha ciega (escotoma centrosecal) y deteriora así progresivamente la visión. Puede producirse ceguera total tras la ingestión de metanol, pero las otras causas nutricionales no producen pérdida de la visión profunda. Al parecer, no suelen producirse alteraciones retinianas, pero sí puede haber una palidez temporal de la retina.

Diagnóstico

  • Principalmente, evaluación clínica

Los antecedentes de desnutrición o exposición a agentes tóxicos o químicos junto con la presencia de escotomas bilaterales típicos en la campimetría justifican el tratamiento. Deben realizarse pruebas de laboratorio para detección de plomo, metanol, sospecha de deficiencias nutricionales y otras toxinas sospechosas.

Pronóstico

Los pacientes con disminución de la visión pueden mejorar si se trata o se elimina la causa rápidamente. Una vez que se ha atrofiado el nervio óptico, la visión no suele recuperarse.

Tratamiento

Se trata la causa. La exposición a sustancias tóxicas debe detenerse de inmediato. El alcohol y otras sustancias químicas o drogas potencialmente causales deben ser evitados. La terapia quelante está indicada en la intoxicación por plomo. En la intoxicación por metanol, se utilizan la diálisis, el fomepizol, el etanol o una combinación. El tratamiento con vitamina B o folato oral o parenteral antes de que la pérdida de visión sea intensa puede revertir la enfermedad en los casos en los que la presunta causa es la desnutrición.

Pueden ser útiles los auxiliares para baja visión (p. ej., lupas, dispositivos con letras grandes, relojes parlantes).

No se conoce a fondo el papel de los antioxidantes. Su uso podría estar justificado desde el punto de vista teórico, aunque no se ha demostrado su eficacia y no se ha establecido qué población de riesgo debería recibir estos suplementos.

Conceptos clave

  • La ambliopía tóxica es la agudeza visual reducida causada con mayor frecuencia por drogas, toxinas o deficiencias nutricionales, especialmente en alcohólicos.

  • La pérdida de visión suele ser gradual y parcial.

  • El diagnóstico es fundamentalmente clínico (p. ej., escotoma bilateral, anamnesis sospechosa).

  • Tratar la causa (p. ej., interrumpir la exposición a un fármaco o toxina, mejorar la nutrición).