Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Otitis externa maligna

(osteomielitis de la base del cráneo; otitis externa necrosante)

Por Bradley W. Kesser, MD, Associate Professor, Department of Otolaryngology - Head and Neck Surgery, University of Virginia School of Medicine

Información:
para pacientes

1 iOS Android

La otitis externa maligna, también llamada osteomielitis de la base del cráneo u otitis externa necrosante, es, una osteomielitis del hueso temporal producida por Pseudomonas . Staphylococcus aureus meticilinorresistente (MRSA) se ha informado como agente causal.

Afecta tejidos blandos, cartílago y hueso. La osteomielitis se disemina a lo largo de la base del cráneo y puede cruzar la línea media.

La otitis externa maligna se produce sobre todo en pacientes adultos mayores con diabetes o en los inmunocomprometidos. A menudo se inicia por una otitis externa por Pseudomonas; se ha identificado Staphylococcus aureus meticilinorresistente (MRSA) también como agente causal. Se caracteriza por otalgia´profunda intensa y persistente (que empeora por la noche), otorrea purulenta maloliente y tejido de granulación en el conducto auditivo (en general, en la unión de las porciones ósea y cartilaginosa del conducto). Puede haber grados variables de hipoacusia de conducción. En los casos graves, puede haber parálisis del nervio facial y de los nervios craneales inferiores, a medida que esta infección erosiva, potencialmente letal se disemina en la base del cráneo (osteomielitis de la base del cráneo) desde el agujero estilomastoideo al foramen yugular y más allá.

Diagnóstico

  • TC del hueso temporal

El diagnóstico se basa en un estudio de TC de alta resolución del hueso temporal, que puede mostrar aumento de la radiodensidad en el sistema de celdillas aéreas mastoideas y radiolucidez (desmineralización) en algunas zonas del oído medio. La identificación de la erosión ósea confirma el diagnóstico. Se realizan cultivos y es importante tomar muestras para biopsia del conducto auditivo para diferenciar este trastorno de un tumor maligno.

Tratamiento

  • El tratamiento se realiza con antibióticos, una fluoroquinolona o una combinación de un aminoglucósido con una penicilina semisintética.

  • Raras veces desbridamiento quirúrgico

El tratamiento se realiza en forma típica con un ciclo IV de 6 semanas de una fluoroquinolona o una combinación de un aminoglucósido con una penicilina semisintética. Sin embargo, los casos leves pueden tratarse con dosis elevadas de una fluoroquinolona por vía oral en forma ambulatoria con un seguimiento cercano. El O2 hiperbárico puede ser un tratamiento adyuvante útil, pero su papel definitivo aún no se ha dilucidado. Se recomienda consultar con un especialista en enfermedades infecciosas acerca de la terapia antibiótica óptima y su duración y con un endocrinólogo para el control de la diabetes. En la enfermedad ósea extensa, puede ser necesaria una antibioticoterapia más prolongada. Es esencial el control cuidadoso de la diabetes. La cirugía por lo general no es necesaria, pero puede utilizarse el desbridamiento quirúrgico para las infecciones más extendidas.