Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Apnea obstructiva del sueño en niños

Por Kingman P. Strohl, MD, Professor of Medicine, Oncology, Physiology and Biophysics, Department of Medicine, Division of Pulmonary, Critical Care and Sleep Medicine;Director, Center for Sleep Disorders Research, University Hospitals Case Medical Center;Case Western Reserve University

Información:
para pacientes

1 iOS Android

La apnea del sueño obstructiva tiene episodios de cierre parcial o total de las vías aéreas superiores que ocurren durante el sueño y conducen a la detención de la respiración. Los síntomas consisten en ronquidos y, a veces, sueño intranquilo, sudoración nocturna y cefalea matutina. Las complicaciones pueden incluir trastornos del aprendizaje o de conducta, trastornos del crecimiento, cardiopatía pulmonar e hipertensión pulmonar. El diagnóstico se realiza mediante la polisomnografía. El tratamiento suele ser la adenoamigdalectomía.

La prevalencia de la apnea del sueño obstructiva en niños es de alrededor del 2%. El trastorno no siempre se diagnostica y puede llevar a secuelas graves.

Etiología de la apnea obstructiva del sueño en niños

Los factores de riesgo para la apnea del sueño obstructiva en niños son:

  • Aumento de tamaño de las amígdalas o las adenoides

  • Obesidad (la causa más común actualmente)

  • Anomalías craneofaciales (p. ej., micrognatia, retrognatia, hipoplasia mediofacial, base de cráneo excesivamente angulada)

  • Ciertos fármacos (p. ej., sedantes, opiáceos)

  • Mucopolisacaridosis

  • Trastornos que causan hipotonía o hipertonía (p. ej., síndrome de Down, parálisis cerebral, distrofias musculares)

  • Factores posiblemente genéticos (p. ej., trastornos de hipoventilación central congénita que pueden incluir las apneas obstructivas y centrales y tal vez el síndrome de Prader-Willi y otros)

Signos y síntomas de la apnea obstructiva del sueño en niños

En los niños más afectados, los padres notan el ronquido; sin embargo, el ronquido puede no ser informado incluso cuando la AOS es grave. Otros síntomas de sueño pueden incluir sueño inquieto, sudoración nocturna y apnea observada. Los niños pueden tener enuresis nocturna. Los signos y síntomas diurnos pueden incluir obstrucción nasal, respiración por la boca, cefalea matutina y problemas de concentración. La somnolencia diurna excesiva es menos frecuente que entre los adultos con apnea obstructiva del sueño.

Las complicaciones de la AOS pueden incluir problemas de aprendizaje y trastornos de conducta, cardiopatía pulmonar, hipertensión pulmonar y trastorno del crecimiento

El examen físico puede no revelar ninguna anormalidad o mostrar anomalías anatómicas faciales, nasales o bucales que contribuyen a la obstrucción, aumento del componente pulmonar del segundo ruido cardíaco o alteración del crecimiento.

Diagnóstico de la apnea obstructiva del sueño en niños

  • Polisomnografía con oximetría y monitorización del CO2 al final de la espiración

La apnea del sueño obstructiva debe ser considerada en niños con ronquidos o factores de riesgo. Si los síntomas de la AOS están presentes, las pruebas de diagnóstico se realizan en un laboratorio del sueño usando polisomnografía nocturna que incluya oximetría y monitorización del CO2 al final de la espiración. La polisomnografía realizada en el hogar está en estudio.

La polisomnografía puede ayudar a confirmar el diagnóstico de AOS, pero el diagnóstico también requiere que el niño no tenga un trastorno cardíaco o pulmonar que pueda explicar las anomalías polisomnográficas. El análisis de la etapa del sueño y los efectos de la posición durante la polisomnografía puede ayudar a indicar la contribución de la obstrucción de la vía aérea superior. Por lo tanto, los resultados de la polisomnografía pueden ayudar a determinar el tratamiento inicial (p. ej., la presión positiva continua de la vía aérea [CPAP] con autoajuste o los aparatos orales o quirúrgicos).

Los pacientes con AOS se evalúan con otras pruebas sobre la base del juicio clínico. Otras pruebas pueden incluir electrocardiograma, radiografía de tórax, gases en sangre e imágenes de la vía aérea superior.

Tratamiento de la apnea obstructiva del sueño en niños

  • Adenoamigdalectomía o corrección de la micrognatia congénita

  • A veces CPAP y/o pérdida de peso

La adenoamigdalectomíasuele ser eficaz en niños que son sanos y tienen amígdalas y/o adenoides agrandadas. En general, la adenoidectomía sola es ineficaz. El riesgo de obstrucción perioperatoria de las vías aéreas es mayor entre los niños con apnea del sueño obstructiva que entre aquellos sin este trastorno sometidos a adenoamigdalectomía; por lo tanto, es importante realizar un seguimiento atento.

En el caso de niños que tienen alguna enfermedad, anomalías anatómicas complejas o trastornos genéticos que alteran el control respiratorio o que tienen complicaciones cardiopulmonares, debe consultarse a un médico con experiencia en el tratamiento de la apnea del sueño obstructiva en niños. La adenoamigdalectomía puede ser eficaz o proporcionar cierto alivio. Según la anomalía anatómica que causa la apnea del sueño obstructiva, puede estar indicado un procedimiento quirúrgico alternativo (p. ej., uvulopalatofaringoplastia o cirugías de la lengua o mediofaciales).

La CPAP puede utilizarse ena niños que no son candidatos para la cirugía correctiva o que continúan teniendo apnea obstructiva del sueño después de la adenoamigdalectomía.

La pérdida de peso puede disminuir la gravedad de la apnea obstructiva del sueño en niños con obesidad y tiene otros beneficios para la salud, pero rara vez es suficiente como tratamiento único para la apnea obstructiva del sueño .

Los suplementos de O2nocturnos pueden prevenir la hipoxemia hasta que se cumpla un tratamiento definitivo.

Los corticosteroides y los antibióticos no suelen estar indicados.

Conceptos clave

  • Los factores de riesgo de AOS en la infancia son la obesidad, anormalidades anatómicas (incluyendo las craneofaciales), alteraciones genéticas, las drogas y los trastornos que causan hipertonía o hipotonía.

  • Los problemas con el aprendizaje y el comportamiento son complicaciones potencialmente graves.

  • Diagnosticar la apnea obstructiva del sueño en la infancia basado en los síntomas confirmados por el cuidador y los resultados de la polisomnografía.

  • Corregir las causas anatómicas de la obstrucción (p. ej., por adenoamigdalectomía o corrección de micrognatia).

  • Considerar la CPAP y/o la pérdida de peso si la cirugía no está indicada o no es completamente eficaz.

Más Información