Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Bloqueadores alfa-adrenérgicos

El corazón es un músculo que late y bombea sangre al cuerpo a través de una red de arterias. La fuerza de la sangre ejerce presión constantemente sobre las paredes internas de los vasos sanguíneos. Esto se conoce como "presión arterial". La presión arterial se mide para evaluar la fuerza y la cantidad de sangre que se bombea desde el corazón, así como también la flexibilidad de los vasos sanguíneos. Muchos factores diferentes pueden afectar la presión arterial, estos incluyen: - los niveles de hormonas en el cuerpo - contenido de agua y sal - y el estado del corazón, riñones, sistema nervioso y vasos sanguíneos La presión arterial se controla muy de cerca con sustancias químicas en el cuerpo que cambian el diámetro de los vasos sanguíneos dependiendo de las necesidades corporales: ensanchamiento para permitir un mayor flujo sanguíneo o estrechamiento para permitir un menor flujo sanguíneo. Por ejemplo, la norepinefrina es una hormona que causa el estrechamiento de los vasos sanguíneos. La norepinefrina se libera desde la glándula suprarrenal donde circula en el torrente sanguíneo y se une a las proteínas, llamadas receptores adrenérgicos alfa, en la superficie de los músculos lisos dentro de los vasos sanguíneos. Una vez que se unen, las células del músculo liso se tensan, disminuyendo el ancho del vaso sanguíneo. La estimulación de estos receptores alfa puede causar que la presión arterial se eleve. La hipertensión, o presión arterial alta, es una afección donde la presión arterial se mantiene alta de manera anormal. Si no se trata, la hipertensión puede dañar gravemente el corazón y los vasos sanguíneos, aumentando la carga de trabajo. Esto puede causar insuficiencia cardíaca congestiva, accidente cerebrovascular, ataque cardíaco, daño renal, aneurismas o incluso la muerte. Muchos son los factores que mantienen la presión arterial elevada, específicamente las afecciones que causan el estrechamiento de los vasos sanguíneos. Para tratar la hipertensión, se pueden recetar bloqueadores adrenérgicos alfa. Mediante la unión selectiva a los receptores adrenérgicos alfa en las células del músculo liso que recubren los vasos sanguíneos, este fármaco bloquea la unión de la norepinefrina. Esta acción hace que las células del músculo liso se relajen, ensanchando el vaso sanguíneo y disminuyendo la presión arterial en general. Hay varias marcas diferentes de medicamentos bloqueadores adrenérgicos alfa. Como con todos los medicamentos, se pueden producir efectos negativos mientras toma estos medicamentos. Es importante que siempre consulte a su médico acerca de los medicamentos para la presión arterial elevada.