Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Dolor crónico: resumen

Por The Manual's Editorial Staff,

Generalmente, el dolor se considera crónico si:

  • Dura más de 1 mes adicional en comparación con lo previsto según la enfermedad o lesión
  • Se repite con intermitencia a lo largo de meses o años
  • Se asocia a enfermedades crónicas (como el cáncer o la artritis) o a una lesión que no se cura

El dolor es el motivo más frecuente de consulta al médico.

¿Qué trastornos pueden causar dolor crónico?

El dolor crónico es más que simple dolor

El dolor crónico puede tener muchas consecuencias, que en ocasiones pueden ser graves:

  • Fatiga y pérdida de energía

  • Ausencia de participación en actividades sociales, lo que ocasiona aislamiento

  • Ausencia de actividad física, lo que resulta en pérdida de la fuerza muscular y flexibilidad

  • En las personas mayores, dificultad para hacer sus actividades diarias y una mayor dependencia de otras personas

¿Sabías que...?

  • El dolor crónico altera físicamente el sistema nervioso, de manera que el dolor empeora y dura más.

Para una información más completa consulte dolor.

¿Por qué se convierte en crónico el dolor?

El dolor crónico estimula de manera reiterada las fibras y las células nerviosas que detectan, mandan y reciben las señales del dolor. Esta estimulación repetida puede provocar cambios físicos en las fibras y células nerviosas o hacerlas más activas, aumentando así la transmisión del dolor a la médula espinal y al cerebro. Como resultado, situaciones que normalmente no deberían ser dolorosas se vuelven dolorosas, y las situaciones que causan dolor pueden generar un dolor aún más intenso.

¿Cuál es la intensidad del dolor?

No hay exploraciones ni análisis que puedan demostrar que se siente dolor, o determinar su intensidad. Los médicos a menudo piden al paciente que cuantifique la gravedad del dolor utilizando una escala de dolor estandarizada.

Escalas de dolor: ¿Qué tan grave es el dolor?

¿Puede aliviarse el dolor de algún modo?

El tratamiento incluye:

  • Analgésicos como el paracetamol (acetaminofeno), la aspirina (ácido acetilsalicílico) y otros antiinflamatorios no esteroideos (AINE)

  • Otros fármacos tales como ciertos antidepresivos y anticonvulsivos

  • Otros tratamientos tales como la biorretroalimentación, técnicas de relajación, técnicas de distracción, y la hipnosis

Los médicos pueden prescribir analgésicos opiáceos si fallan otros tratamientos.

El dolor también puede ser tratado mediante rehabilitación. Este tipo de tratamiento contribuye a facilitar el movimiento y a capacitar al afectado para participar más plenamente en la rehabilitación. Las técnicas utilizadas son la termoterapia o aplicación de calor, la crioterapia o aplicación de frío, la estimulación eléctrica, la tracción, el masaje y la acupuntura.

Recursos en este artículo