Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Infección de la vaina tendinosa

(Tenosinovitis infecciosa del flexor)

Por David R. Steinberg, MD, University of Pennsylvania Perelman School of Medicine

Pueden formarse bolsas de pus (abscesos) alrededor de los tendones que discurren por el interior de los dedos. Este tipo de abscesos se producen a causa de una herida que penetra en uno de los pliegues de la cara palmar de un dedo. El pus de un panadizo no tratado (ver Panadizo) también puede extenderse desde la punta del dedo hacia el interior de un extremo de la vaina tendinosa. Se produce una infección y se forma pus alrededor del tendón, lo que rápidamente destruye tejido. Se daña el mecanismo de deslizamiento del tendón, con lo que el dedo apenas puede moverse. Los síntomas incluyen hinchazón y dolor en el dedo y sensibilidad al tacto sobre la vaina tendinosa. La sensación en el dedo mejora cuando éste se mantiene plegado (flexionado). Moverlo puede causar un dolor extremo. Suele aparecer fiebre.

Los médicos establecen el diagnóstico basándose en la exploración física. Hacen radiografías para detectar cuerpos extraños (como un fragmento de diente, una aguja u otro objeto) que puedan estar ocultos debajo de la piel.

Se requiere ingreso hospitalario, y drenaje quirúrgico del absceso. Se administran antibióticos por vía intravenosa.