Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Asma ocupacional

Por Lee S. Newman, MD, MA, Professor, Departments of Environmental and Occupational Health and Epidemiology;Professor of Medicine, Division of Pulmonary Sciences and Critical Care Medicine, Colorado School of Public Health;Colorado University Anschutz

El asma ocupacional o profesional es un estrechamiento reversible de las vías respiratorias pulmonares causado por la inhalación, en el lugar de trabajo, de partículas o vapores que actúan como irritantes o causan una reacción alérgica.

  • El asma ocupacional puede causar dificultad respiratoria, opresión en el pecho, sibilancias y tos.

  • Las personas en situación de riesgo se someten a pruebas de alergia a sustancias que pueden causar asma.

  • El tratamiento consiste en evitar el desencadenante y, en caso de que la evitación no sea posible, utilizar medicamentos para abrir las vías respiratorias y reducir la inflamación.

Muchas sustancias, en el lugar de trabajo, pueden provocar espasmos de las vías respiratorias que dificultan la respiración (ver Introducción a las enfermedades pulmonares de origen ambiental). Hay personas particularmente sensibles a los alérgenos transmitidos por el aire, y algunas enferman a causa de una exposición muy alta a este tipo de agentes irritantes, a pesar incluso de no ser alérgicas; otras desarrollan enfermedades relacionadas con la poca ventilación de los edificios (ver Enfermedades relacionadas con los edificios). Entre los trabajadores en riesgo de padecer asma profesional a causa de su exposición a agentes alérgenos se incluyen las personas que trabajan en contacto con animales y los panaderos. Los militares estadounidenses que fueron desplegados en Irak y Afganistán tienen mayor riesgo, posiblemente debido a que estuvieron expuestos a las emisiones de los pozos de petróleo incendiados, a las partículas de polvo del desierto, a los incendios industriales y a los humos de escape de los vehículos.

El asma profesional es diferente del asma agravada por el trabajo en el que las personas que tienen un historial de asma tienen un aumento en sus síntomas mientras están en el trabajo debido a que están expuestas a una sustancia que desencadena una crisis de asma.

Otros trastornos de las vías respiratorias son causados por la inhalación de sustancias irritantes en el lugar de trabajo. Estos trastornos son similares al asma ocupacional.

Trastornos similares al asma ocupacional

Trastorno

Características

Síndrome de disfunción reactiva de las vías aéreas (RADS, por sus siglas en inglés)

Puede ocurrir en personas sin antecedentes de alergia o asma.

La obstrucción de la vía aérea se produce después de la sobreexposición a polvo, gases o humos irritantes.

Los síntomas se parecen a los del asma.

Síndrome reactivo de las vías aéreas superiores

Después de cualquier exposición repentina o a largo plazo a irritantes se produce una irritación de la mucosa de la nariz y de la garganta.

En estos casos se desarrollan síntomas como secreción nasal y ardor en la nariz y la garganta.

Se produce una disfunción de las cuerdas vocales asociada a los irritantes.

Después de que una persona inhale un irritante se produce un cierre anormal de las cuerdas vocales.

El sujeto puede jadear o emitir silbidos al inhalar y tener ronquera o dificultad para hablar.

Bronquitis industrial (bronquitis crónica inducida por irritantes)

Tras una irritación por inhalación repentina o a largo plazo, a menudo se produce tos y dificultad para respirar, que tienden a aumentar progresivamente.

Bronquiolitis obliterante

Las pequeñas vías aéreas (bronquiolos) se lesionan cuando se inhala un gas.

Hay tendencia a que se desarrolle tos y dificultad para respirar, que tienden a aumentar progresivamente.

Síntomas

El asma ocupacional puede causar dificultad respiratoria, opresión en el pecho, sibilancias y tos. Algunas personas muestran indicios de alergia al polvo en el trabajo, con síntomas tales como estornudos, goteo nasal y ojos llorosos. Estos síntomas de alergia pueden estar presentes durante meses o años antes de que se desarrolle la dificultad para respirar y otros síntomas respiratorios. En algunos casos, el único síntoma son las sibilancias nocturnas.

Los síntomas pueden producirse durante la jornada de trabajo, pero con frecuencia comienzan al cabo de unas horas de haberla finalizado. En algunas personas, comienzan hasta 24 horas después de la exposición. Además, pueden aparecer y desaparecer durante una semana o más después de la exposición. Por lo general, en personas que están expuestas todo el día, los síntomas se manifiestan inicialmente por la noche. Por esta razón, es más difícil establecer relación entre los síntomas y el lugar de trabajo. A menudo, disminuyen o desaparecen durante el fin de semana o las vacaciones. Los síntomas empeoran con la exposición repetida a los agentes irritantes.

Diagnóstico

  • Evaluación por un médico

  • A veces, pruebas de alergia cutánea o de función pulmonar

Para establecer el diagnóstico, los médicos investigan la presencia de los síntomas y la exposición a alguna sustancia que pueda ser causante del asma. Para identificar las causas potenciales se puede utilizar un registro de datos de seguridad (que es obligatorio en todos los centros de trabajo en los Estados Unidos)

En ocasiones, la reacción alérgica se puede detectar con una prueba cutánea (prueba del parche), que consiste en colocar sobre la piel una pequeña cantidad de la sustancia sospechosa de causar la reacción.

Si resulta difícil establecer el diagnóstico, se realiza una prueba de provocación por inhalación, en la que el paciente aspira pequeñas cantidades de la sustancia sometida a prueba y el médico observa si aparecen sibilancias y dificultad respiratoria y también realiza pruebas para determinar si existe una disminución de la función pulmonar.

¿Sabías que...?

  • Para identificar las causas potenciales se puede utilizar un registro de datos de seguridad (que es obligatorio en todos los centros de trabajo en los Estados Unidos)

Dado que las vías respiratorias pulmonares pueden comenzar a estrecharse antes de aparecer los síntomas, el individuo con síntomas retardados puede utilizar un aparato para controlar las vías respiratorias durante el horario laboral. Este aparato, un medidor portátil de flujo espiratorio máximo, mide la velocidad de espiración del aire de los pulmones. Cuando las vías respiratorias se estrechan, la velocidad disminuye marcadamente, lo que sugiere la presencia de asma profesional.

Prevención

Las industrias que utilizan sustancias que puedan causar asma deben establecer medidas de control del polvo y los vapores, pero puede llegar a ser imposible eliminarlos del todo. Los trabajadores que padecen asma aguda deben hacer lo posible por cambiar de trabajo. Con frecuencia la exposición constante provoca un asma más grave y persistente.

Tratamiento

  • Fármacos para abrir las vías respiratorias

Los tratamientos son los mismos que se aplican en otros tipos de asma (ver Asma : Tratamiento). Los fármacos que abren las vías respiratorias (broncodilatadores) pueden administrarse en un inhalador (por ejemplo, el salbutamol [albuterol]). Los fármacos que reducen la inflamación pueden ser administrados ya sea en inhaladores (por ejemplo, el corticoesteroide triamcinolona) o en comprimidos (por ejemplo, el montelukast). En las crisis graves, se pueden tomar corticoesteroides como la prednisona por vía oral durante un periodo breve. En tratamientos de larga duración, se prefieren los corticoesteroides por inhalación a los corticoesteroides orales.

Recursos en este artículo