Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita en lenguaje cotidiano.

Membrana epirretiniana (epirretinal)

(Fruncido macular, maculopatía en celofán, fibrosis premacular)

Por Sunir J. Garg, MD, FACS, Associate Professor of Ophthalmology;Physician, Thomas Jefferson University;The Retina Service of Wills Eye Hospital

La membrana epirretiniana consiste en la formación de una delgada membrana sobre la retina, que afecta a la visión.

La membrana epirretiniana es una capa o membrana delgada de tejido cicatricial que se forma sobre la retina (la estructura transparente y sensible a la luz en la parte posterior del ojo) y se contrae, arrugando la retina subyacente. La membrana epirretiniana suele aparecer después de los 50 años de edad y es más frecuente en las personas mayores de 75 años.

Entre las patologías que pueden provocar o contribuir al arrugamiento de la retina se incluyen:

La mayoría de las veces, sin embargo, no puede identificarse una causa clara de membrana epirretiniana.

Síntomas

Los síntomas de la membrana epirretiniana pueden incluir vista borrosa o distorsionada (por ejemplo, las líneas rectas pueden parecer onduladas). Muchos de los afectados afirman que se sienten como si estuvieran mirando a través de una envoltura de plástico o celofán.

Diagnóstico

  • Exploración médica del ojo

  • Posiblemente, fotografías en color, angiografía con fluoresceína y/o tomografía de coherencia óptica

Los médicos confirman el diagnóstico de membrana epirretiniana examinando el fondo del ojo con un oftalmoscopio, y también pueden resultar de utilidad las fotografías en color, la angiografía con fluoresceína y la tomografía de coherencia óptica (una prueba de diagnóstico por la imagen).

Tratamiento

  • A veces, vitrectomía con exfoliación de membrana

La mayoría de las personas no precisan tratamiento. Si la visión borrosa o distorsionada resulta muy molesta, pueden extirparse quirúrgicamente el vítreo y la membrana mediante una técnica denominada vitrectomía con extirpación de membrana. Esta intervención puede efectuarse en una sala de operaciones bajo anestesia local, y por lo general dura unos 30 minutos.