Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Granuloma inguinal

(Donovanosis)

Por J. Allen McCutchan, MD, MSc, Professor of Medicine, Division of Infectious Diseases, School of Medicine, University of California at San Diego

Información:
para pacientes

El granuloma inguinal es una infección rara progresiva de la piel genital causada por Klebsiella (antes Calymmatobacterium) granulomatis. Las lesiones cutáneas son de color rojo carnoso, sobreelevadas y a menudo ulceradas. El diagnóstico se basa en los criterios clínicos y el examen microscópico. El tratamiento consiste en antibióticos, sobre todo tetraciclina, macrólidos o trimetoprim/sulfametoxazol.

Las infecciones por K. granulomatis son extremadamente raras, pero se han informado en áreas como Papua Nueva Guinea, Australia, el sur de África, el Caribe y ciertas áreas de Brasil e India.

Signos y síntomas

La infección se localiza en

  • Pene, escroto, región inguinal y muslos en los hombres

  • Vulva, vagina y periné en las mujeres

  • Ano y glúteos en pacientes que practican relaciones sexuales anales receptivas

  • Cara en ambos sexos

Después de un período de incubación de entre 1 y 12 semanas, aparece un nódulo cutáneo eritematoso indoloro que crece lentamente y se convierte en una lesión sobreelevada húmeda y lisa de color rojo carnoso y olor desagradable. La lesión aumenta de tamaño lentamente y se disemina a otras áreas de la piel. Luego, las lesiones curan y dejan cicatrices. Las infecciones secundarias por otras bacterias son frecuentes y pueden ocasionar destrucción tisular extensa.

En ocasiones, el granuloma inguinal se disemina a través de la circulación sanguínea a los huesos, las articulaciones o el hígado; sin tratamiento, los pacientes rara vez presentan anemia, consunción y rara vez mueren.

Diagnóstico

  • Examen microscópico que muestra los cuerpos de Donovan en el líquido obtenido de una lesión

El granuloma inguinal se sospecha en pacientes de áreas endémicas con lesiones características. El diagnóstico se confirma en el examen microscópico al identificar cuerpos de Donovan (numerosos bacilos en el citoplasma de los macrófagos, que se visualizan con tinción de Giemsa o de Wright) en muestras de líquido obtenido por medio de raspado del borde de las lesiones. Estas muestras contienen numerosas células plasmáticas. Debe solicitarse una biopsia si el diagnóstico es incierto o si no es posible obtener una cantidad adecuada de líquido porque las lesiones son secas, escleróticas o necróticas. Las bacterias no proliferan en los medios de cultivo habituales.

Tratamiento

  • Antibióticos (varios)

Numerosos antibióticos por vía oral matan a las bacterias, pero las tetraciclinas, los macrólidos y la trimetoprim/sulfametoxazol (TMP/SMX) son los más eficaces, seguidos por la ceftriaxona, los aminoglucósidos, las fluoroquinolonas y el cloranfenicol. Los regímenes recomendados por vía oral consisten en 100 mg de doxiciclina 2 veces al día durante 3 semanas, 160/800 mg de TMP/SMX 2 veces al día durante 3 semanas, 500 mg de eritromicina 4 veces al día durante 3 semanas o 1 g de azitromicina por semana durante 3 semanas. Los antibióticos por vía intravenosa o intramuscular (p. ej., ceftriaxona) constituyen una alternativa adecuada.

La respuesta al tratamiento debe observarse dentro de los siguientes 7 días, pero la curación de la enfermedad diseminada puede ser lenta y las lesiones pueden recidivar y requerir tratamientos más prolongados. Los pacientes infectados por HIV también pueden necesitar un tratamiento intensivo o prolongado. Después de una terapia en apariencia exitosa, el paciente debe controlarse durante 6 meses. Las parejas sexuales actuales deben ser examinadas y, si están infectadas, deben recibir tratamiento.

Recursos en este artículo