Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Adenomiosis Uterina

Por S. Gene McNeeley, MD, Clinical Professor;Chief of Gynecology, Center for Advanced Gynecology and Pelvic Health, Michigan State University, College of Osteopathic Medicine;Trinity Health

Información:
para pacientes

La adenomiosis uterina es la presencia de glándulas endometriales y estroma en la musculatura uterina; tiende a causar un útero difusamente agrandado.

En la adenomiosis, el tejido endometrial ectópico tiende a inducir el aumento de tamaño difuso del útero (agrandamiento uterino globular). El útero puede duplicar o triplicar su tamaño, pero normalmente no excede el tamaño de un útero a las 12 semanas de gestación.

La verdadera prevalencia es desconocida, en parte porque el diagnóstico es difícil. Sin embargo, la adenomiosis se detecta incidentalmente con mayor frecuencia en las mujeres que están siendo evaluadas por endometriosis, fibromas, o dolor pélvico. La mayor paridad aumenta el riesgo.

Signos y síntomas

Los síntomas comunes son el sangrado menstrual abundante, la dismenorrea, y la anemia. Puede desarrollarse dolor pélvico crónico.

Los síntomas suelen resolverse después de la menopausia.

Diagnóstico

  • Generalmente ecografía o RM

El diagnóstico es sugerido por los síntomas y el aumento de tamaño difuso del útero en pacientes sin endometriosis o fibromas. La ecografía transvaginal y la RM se utilizan comúnmente para el diagnóstico, aunque el diagnóstico definitivo requiere la histología después de la histerectomía.

La biopsia por punción se realiza solo en ocasiones (p. ej., cuando el cáncer de endometrio debe ser excluido); su precisión puede ser limitada, principalmente por el error de muestreo.

Tratamiento

  • Histerectomía

El tratamiento más eficaz es la histerectomía. Se pueden intentar tratamientos hormonales similares a los utilizados para tratar la endometriosis (ver Endometriosis : Tratamiento). Se puede intentar el tratamiento con anticonceptivos orales pero habitualmente no es exitoso. Un DIU liberador de levonorgestrel puede ayudar a controlar la dismenorrea y el sangrado.