Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Quistes de inclusión vulvar y epidérmica

Por S. Gene McNeeley, MD, Clinical Professor;Chief of Gynecology, Center for Advanced Gynecology and Pelvic Health, Michigan State University, College of Osteopathic Medicine;Trinity Health

Información:
para pacientes

1 iOS Android

Los quistes de inclusión vulvares contienen tejido epitelial; los quistes epidérmicos vulvares se desarrollan a partir de las glándulas sebáceas. Ambos quistes eventualmente aumentan de tamaño con los restos celulares y algunas veces se infectan.

Los quistes de inclusión son los quistes vulvares más comunes; también pueden aparecer en la vagina. Incluso pueden producirse por un traumatismo (p. ej., laceración, reparación de una episiotomía) que rodea tejido epitelial viable debajo de la superficie, o pueden desarrollarse espontáneamente.

Los quistes epidérmicos se producen por una obstrucción de los conductos de las glándulas sebáceas.

Los quistes no infectados son usualmente asintomáticos, pero a veces causan irritación; son blancos o amarillos y en general de < 1 cm. Los quistes infectados pueden ser rojos y dolorosos y causan dispareunia.

El diagnóstico es clínico.

El tratamiento, indicado solo para los quistes sintomáticos, es la resección. Puede utilizarse un anestésico local para una lesión única. Para lesiones múltiples, puede ser preferible la anestesia regional o general.

Recursos en este artículo