Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Catarata congénita

(Cararata infantil)

Por Christopher M. Fecarotta, MD, Pediatric Ophthalmology, Adult Strabismus, & Comprehensive Ophthalmology, Eye Center South, Dothan, AL ; Wendy W. Huang, MD, PhD

Información:
para pacientes

1 iOS Android

La catarata congénita es una opacidad del cristalino que está presente en el momento del nacimiento o poco después de éste.

Las cataratas congénitas pueden ser esporádicas o causadas por anomalías cromosómicas, enfermedad metabólica (p. ej., galactosemia) o infección intrauterina (p. ej., rubéola) u otra enfermedad materna durante el embarazo. Las cataratas congénitas también pueden ser una anomalía familiar aislada, por lo general autosómica dominante. Las cataratas pueden localizarse en el centro del cristalino (nucleares) o pueden afectar el tejido del cristalino por debajo de la cápsula anterior o posterior del cristalino (subcapsulares o corticales). Pueden ser unilaterales o bilaterales. A veces, no se las detecta a menos que se investigue el reflejo rojo o se realice una oftalmoscopia en el momento del nacimiento. Al igual que otras cataratas, la opacidad del cristalino oscurece la visión. Las cataratas pueden dificultar la visión de la papila óptica y los vasos, y siempre deben ser evaluadas por un oftalmólogo.

Las cataratas se extirpan aspirándolas a través de una pequeña incisión. En muchos niños, puede implantarse una lente intraocular. Por lo general, se requiere corrección visual posoperatoria con gafas o lentes de contacto para lograr el mejor resultado.

Tras la extirpación de una catarata unilateral, la calidad de la imagen del ojo tratado es inferior a la del otro ojo (asumiendo que éste sea normal). Como hay preferencia por el mejor ojo, el cerebro suprime la imagen de menor calidad y sobreviene ambliopía (ver Ambliopía). Por lo tanto, se requiere tratamiento eficaz de la ambiopía en el ojo tratado para desarrollar visión normal. Algunos niños no logran alcanzar buena agudeza visual debido a defectos estructurales asociados. En cambio, los niños con extirpación de cataratas bilaterales, en los que la calidad de la imagen es similar en ambos ojos, la mayoría de las veces desarrollan igual visión en ambos ojos.

Algunas cataratas son parciales (lenticono posterior) y se opacifican durante los primeros 10 años de vida. Los ojos con cataratas parciales tendrán un mejor pronóstico visual.