Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Dermatitis peribucal

Por Karen McKoy, MD, MPH, Assistant Clinical Professor, Dermatology;Senior Staff, Harvard Medical School;Lahey Clinic Dermatology

Información:
para pacientes

1 iOS Android

La dermatitis peribucal es una erupción facial eritematosa, papulopustular similar al acné y a la rosácea, aunque típicamente comienza en la región peribucal.

Se han propuesto varias causas, incluyendo la exposición a corticoides tópicos yo al flúor en el agua y la pasta dental, aunque se desconoce su etiología. A pesar de su nombre, la dermatitis peribucal no es una verdadera dermatitis. Afecta sobre todo a mujeres en edad reproductiva y a niños. De forma clásica, la erupción comienza en los pliegues nasolabiales y se extiende a la región peribucal hasta quedar limitada a una zona alrededor del borde de los labios. La erupción también puede extenderse hasta la región periorbitaria y la frente.

Diagnóstico de dermatitis peribucal

  • Evaluación clínica

El diagnóstico se realiza por la apariencia clínica; la dermatitis peribucal se distingue del acné por la ausencia de comedones y de la rosácea porque esta última no presenta lesiones alrededor de la boca y de los ojos. Deben excluirse dermatitis seborreicas y de contacto.

Si bien la biopsia no suele ser necesaria, cuando se realiza se observa espongiosis y un infiltrado linfohistiocitario que afecta los folículos pilosos. En la variante lupoide, puede haber granulomas.

Tratamiento de la dermatitis peribucal

  • Evitar los productos dentales fluoradas y los corticosteroides tópicos

  • Antibióticos tópicos o tetraciclina oral

El tratamiento de la dermatitis peribucal consiste en la suspensión de los productos dentales fluorados y los corticoides tópicos (si han estado utilizándose) y luego se indican antibióticos tópicos (p. ej., eritromicina al 2% o metronidazol al 0,75% en gel o en pomada 2 veces al día) o tetraciclina por vía oral, 250 a 500 mg 2 veces al día (entre las comidas) durante 4 semanas, con reducción de la dosis hasta lograr la menor dosis que conserve la eficacia. Otros antibióticos orales alternativos incluyen doxiciclina 50 a 100 mg 2 veces al día y minociclina, 50 a 100 mg 2 veces al día.

A diferencia de lo que ocurre con el acné, los antibióticos pueden ser interrumpidos. Se desconocen las causas de la eficacia de los antibióticos en ausencia de una infección evidente. El pimecrolimús tópico (para mayores de 2 años) también reduce la gravedad de la enfermedad. La isotretinoína se ha utilizado con éxito para el tratamiento de la dermatitis granulomatosa peribucal.

Recursos en este artículo