Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Amnesias

Por Juebin Huang, MD, PhD, Assistant Professor, Department of Neurology, The University of Mississippi Medical Center

Información:
para pacientes

1 iOS Android

La amnesia is la incapacidad parcial o total de recordar las experiencias pasadas. Puede ser el resultado de una lesión cerebral traumática, una degeneración, enfermedades metabólicas, convulsiones o alteraciones psicológicas. El diagnóstico es clínico, pero a menudo incluye pruebas neuropsicológicas e imágenes cerebrales (p. ej., TC, RM). El tratamiento está dirigido a la causa.

El procesamiento de las memorias involucra las fases de registro (adquisición de nueva información), codificación (formación de asociaciones, dataciones y otros procesos necesarios para recuperarlas) y recuperación. Los déficits en cualquiera de estos pasos pueden producir amnesia. Por definición, la amnesia es el resultado del deterioro de las funciones de la memoria, sin deterioro de otras funciones (p. ej., la atención, la motivación, el razonamiento, el lenguaje) que pueden causar síntomas similares.

La amnesia puede clasificarse como:

  • Retrógrada: amnesia para los acontecimientos previos al evento causal

  • Anterógrada: incapacidad para almacenar nuevas memorias después de pasado el evento causal

  • Específica de un sentido: amnesia para los acontecimientos procesados por un sentido, p. ej., una agnosia

La amnesia puede ser transitoria (como ocurre después de un traumatismo de cráneo), fija (como ocurre después de un evento grave como una encefalitis, una isquemia global o un paro cardíaco) o progresiva (como ocurre con las demencias degenerativas, como la enfermedad de Alzheimer).

Los déficits de memoria afectan más a menudo a los hechos (memoria declarativa) y, con menor frecuencia, a las habilidades (memoria de procedimiento).

Etiología

La amnesia puede derivar de un deterioro cerebral difuso o de lesiones bilaterales o multifocales que alteran las áreas de almacenamiento de las memorias en los hemisferios cerebrales. Las vías predominantes para la memoria declarativa recorren la región parahipocámpica y el hipocampo, así como la parte inferomedial de los lóbulos temporales, la superficie orbitaria de los lóbulos frontales (prosencéfalo basal) y el diencéfalo (que contiene el tálamo y el hipotálamo). Entre estas estructuras, la circunvolución del hipocampo, el hipotálamo, los núcleos del prosencéfalo basal y los núcleos dorsomediales del tálamo son fundamentales. Los núcleos amigdalinos contribuyen a las amplificaciones emocionales de la memoria. Los núcleos intralaminares del tálamo y la formación reticular del tronco encefálico estimulan la grabación de las memorias. El daño bilateral de los núcleos mediodorsales del tálamo afecta gravemente la memoria reciente y la capacidad para formar nuevas memorias.

La amnesia puede ser causada por

  • La deficiencia de tiamina (al causar encefalopatía de Wernicke [ver Encefalopatía de Wernicke] o psicosis de Korsakoff [ver Psicosis de Korsakoff])

  • Amnesia global transitoria

  • Lesión encefálica traumática

  • Convulsiones

  • La anoxia o la isquemia cerebral global

  • Encefalitis

  • Oclusión embólica en la parte superior de la arteria basilar (embolia de la porción superior de la arteria basilar)

  • Las demencias degenerativas como la enfermedad de Alzheimer

  • Distintas intoxicaciones por sustancias químicas (p. ej., la inhalación crónica de solventes, la toxicidad por anfotericina B o litio)

  • Los tumores hipotalámicos

  • Trauma o estrés psicológico

Las amnesias postraumáticas durante los períodos inmediatamente anteriores y posteriores a una conmoción o un traumatismo de cráneo moderado o grave parecen ser el resultado de una lesión del lóbulo temporal medial. El traumatismo de cráneo moderado o grave puede afectar áreas más grandes de almacenamiento de la memoria y el recuerdo, al igual que muchos trastornos cerebrales difusos que producen demencia.

Las alteraciones psicológicas de la memoria son el resultado de un trauma psicológico extremo o el estrés (ver Amnesia disociativa).

Con el envejecimiento, muchas personas desarrollan gradualmente problemas apreciables de memoria, en general primero para los nombres, después para los acontecimientos y, en ocasiones, para las relaciones espaciales. No se ha comprobado ninguna relación con la demencia de estos olvidos benignos del envejecimiento (deterioro de la memoria asociado con la edad) experimentados tan a menudo, aunque cueste pasar por alto la existencia de ciertas semejanzas. Las personas con problemas subjetivos de memoria, que obtienen peores resultados en las pruebas objetivas pero aparte de ellos tienen intactas las capacidades cognitivas y su funcionamiento diario, pueden sufrir un deterioro cognitivo leve (DCL amnésico). En estos casos, las probabilidades de contraer una enfermedad de Alzheimer son mayores que en la gente de la misma edad sin problemas de memoria.

Diagnóstico

  • Pruebas junto a la cama del paciente

Las pruebas sencillas realizadas a la cabecera del paciente (p. ej., el recuerdo de tres elementos, la localización de objetos escondidos antes en la habitación) y las pruebas formales (p. ej., las de aprendizaje de listas de palabras como el California Verbal Learning Test y el Buschke Selective Reminding Test) sirven para identificar cualquier pérdida de la memoria verbal. La evaluación de la memoria no verbal es más dificil de realizar, pero puede incluir el recuerdo de diseños visuales o una serie de tonos.

Las observaciones clínicas suelen sugerir sus causas y, a partir de ahí, las pruebas necesarias.

Tratamiento

  • Tratamiento dirigido a la causa

Cualquier trastorno o causa psicológica subyacente debe ser tratado. Sin embargo, algunos pacientes con amnesia aguda mejoran espontáneamente. Pueden tratarse ciertos trastornos que producen amnesia (p. ej., enfermedad de Alzheimer, psicosis de Korsakoff, encefalitis herpética); sin embargo, el tratamiento del trastorno subyacente puede disminuir o no la amnesia. Los fármacos colinérgicos (p. ej., donepecilo) pueden mejorar la memoria ligera y transitoriamente en pacientes con enfermedad de Alzheimer; estos medicamentos a menudo también se intentan cuando otra demencia es la causa. Fuera de eso, no hay ninguna medida específica capaz de acelerar la recuperación o de mejorar el pronóstico.

Conceptos clave

  • Las amnesias tienen distintas causas, que incluyen una lesión cerebral traumática, demencias degenerativas, enfermedades metabólicas, convulsiones y trauma o estrés psicológico.

  • Diagnosticar la amnesia clínicamente mediante pruebas realizadas junto a la cama del paciente (p. ej., recuerdo de 3 artículos) o pruebas formales (p. ej., pruebas de aprendizaje de una lista de palabras).

  • Tratar la causa.