Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Laringitis

Por Clarence T. Sasaki, MD, American Laryngological Association;Dysphagia;Yale University School of Medicine

Información:
para pacientes

La laringitis es la inflamación de la laringe, en general debida a un virus o al uso excesivo de la voz. El resultado es el cambio inmediato de la voz, con disminución del volumen y ronquera. El diagnóstico se basa en los hallazgos clínicos. La laringoscopia se realiza cuando los síntomas persisten > 3 semanas. La laringitis viral es autolimitada. Otras causas infecciosas o irritantes exigen tratamiento específico.

La causa más común de la laringitis aguda es una infección de las vías respiratorias superiores de origen viral. También puede aparecer laringitis inducida por la tos en casos de bronquitis, neumonía, influenza, pertussis, sarampión y difteria. El uso excesivo de la voz (sobre todo cuando se habla o canta en voz muy alta), las reacciones alérgicas, el reflujo gastroesofágico, la bulimia o la inhalación de sustancias irritantes (p. ej., humo de cigarrillo o ciertos fármacos en aerosol) pueden causar laringitis aguda o crónica. Las drogas pueden inducir edema laríngeo, por ejemplo, como un efecto secundario de los inhibidores de la ECA. La laringitis bacteriana es extremadamente rara. El humo del cigarrillo puede causar edema de Reinke en ambas cuerdas vocales.

Signos y síntomas

El cambio no natural de la voz suele ser el síntoma más prominente. De modo característico, el volumen está muy disminuido; algunos pacientes presentan afonía. También puede haber ronquera, sensación de cosquilleo o de aspereza y una necesidad constante de aclarar la garganta. Los síntomas varían con la intensidad de la inflamación. En las infecciones más intensas, puede haber fiebre, malestar general, disfagia y dolor de garganta. El edema laríngeo, si bien raro, puede causar estridor y disnea.

Diagnóstico

  • Evaluación clínica

  • Algunas veces, laringoscopia directa o indirecta

El diagnóstico se basa en los síntomas. La laringoscopia flexible indirecta o directa se recomienda cuando los síntomas persisten > 3 semanas; los hallazgos en la laringitis incluyen eritema de leve a marcado de la mucosa, que puede estar edematosa. En caso de reflujo, hay tumefacción del revestimiento interno de la laringe y enrojecimiento de las cuerdas vocales que se extiende por encima y por debajo de los bordes de la parte posterior de éstas. Si se observa una seudomembrana, se sospecha difteria.

Tratamiento

  • Tratamiento sintomático (p. ej., antitusivos, reposo de la voz, inhalaciones de vapor)

Para la laringitis viral, no se cuenta con ningún tratamiento específico. Los antitusivos, el reposo de la voz y las inhalaciones de vapor alivian los síntomas y favorecen la resolución de la laringitis aguda. La cesación del hábito de fumar y el tratamiento de la bronquitis aguda o crónica pueden aliviar la laringitis. Según la causa presunta, pueden resultar beneficiosos los tratamientos para controlar el reflujo gastroesofágico, la bulimia o la laringitis inducida por fármacos.