Extraviado
Ubicaciones

Busque información sobre temas médicos, síntomas, fármacos, procedimientos, noticias y mucho más, escrita para el profesional de cuidado de la salud.

Trastorno por conductas repetitivas centradas en el cuerpo

Por Katharine A. Phillips, MD, Professor of Psychiatry and Human Behavior, Butler Hosital and The Warren Alpert Medical School of Brown University ; Dan J. Stein, MD, PhD, Professor and Chair, Department of Psychiatry, University of Cape Town

Información:
para pacientes

1 iOS Android

El trastorno por conductas repetitivas centradas en el cuerpo se caracteriza por comportamientos repetitivos enfocados en el cuerpo (p. ej., morderse las uñas, morderse los labios, morder la mejilla) y los intentos por detener tales conductas.

El trastorno por conductas repetitivas centradas en el cuerpo es un ejemplo de otro trastorno obsesivo-compulsivo específico y relacionado (ver Trastorno obsesivo compulsivo (TOC)). Los pacientes con este trastorno se ocupan repetitivamente en actividades enfocadas en el cuerpo (p. ej., morderse las uñas, morderse los labios, morderse la mejilla).

Algunos pacientes realizan estas actividades en forma automática (es decir, sin plena consciencia); otros son más conscientes de la actividad. Los comportamientos no son provocados por obsesiones o preocupaciones acerca de la apariencia, pero pueden estar precedidos por una sensación de tensión o ansiedad que se alivia con el comportamiento, que suele estar acompañado por una sensación de satisfacción.

Morderse o pellizcarse las uñas gravemente (onicotilomanía) puede causar deformidades ungueales significativas (p. ej., formación de crestas y depresiones transversales) y hemorragias subungueales.

Diagnóstico

Para cumplir con los criterios de diagnóstico, los pacientes deben normalmente

  • Tener comportamientos repetitivos centrados en el cuerpo distintos a arrancarse el cabello o pellizcarse la piel

  • Hacer repetidos intentos para reducir o detener los comportamientos

  • Sentir malestar intenso o deterioro por las conductas

Tratamiento

El tratamiento incluye fármacos (p. ej., ISRS) y la terapia cognitivo-conductual. Es similar al de la tricotilomanía (trastorno de arrancarse el pelo (ver La tricotilomanía (trastorno de arrancarse el cabello) : Tratamiento) y la dermatilomanía (ver Trastorno por escoriación (pellizcarse la piel) : Tratamiento).