Manual Merck

Please confirm that you are not located inside the Russian Federation

Hipertensión pulmonar
Hipertensión pulmonar
Hipertensión pulmonar

El corazón es un músculo palpitante que bombea sangre oxigenada a todo el cuerpo. Después de abandonar el corazón, la sangre debe pasar primero a través de los pulmones para recibir oxígeno antes de que pueda llegar a las células del cuerpo. Para que la sangre se desplace del corazón a los pulmones, debe viajar primero a través de la arteria pulmonar y luego a los vasos pulmonares, de menor calibre. El diámetro, o tono, de estos vasos sanguíneos está regulado por una sustancia llamada endotelina, que circula por el torrente sanguíneo. La enfermedad denominada hipertensión pulmonar se caracteriza por un gran aumento en la cantidad de endotelina circulante, lo que hace que las arterias de pequeño calibre de los pulmones se estrechen. Cuando las arterias de los pulmones se estrechan, se desarrolla una mayor resistencia al flujo sanguíneo, por lo que es necesario que el corazón trabaje más para bombear sangre a los pulmones. Al mismo tiempo, los pulmones trabajan más para llevar más oxígeno al organismo. Esta afección hace que la presión arterial de las arterias pulmonares sea anormalmente elevada. El corazón tiene que trabajar más para bombear sangre, por tanto su lado derecho puede agrandarse anormalmente y aparecer insuficiencia cardíaca.

En estos temas
Hipertensión pulmonar