Manual Merck

Please confirm that you are a health care professional

honeypot link

Tricomoniasis

Por

Sheldon R. Morris

, MD, MPH, University of California San Diego

Revisado/Modificado ene 2023
Vista para pacientes

La tricomoniasis es la infección de la vagina o el aparato genital masculino por Trichomonas vaginalis. La enfermedad puede ser asintomática o causar uretritis, vaginitis o, en ocasiones, cistitis, epididimitis o prostatitis. El diagnóstico se basa en el examen microscópico directo, las pruebas con tiras reactivas o las pruebas de amplificación de ácidos nucleicos de secreciones vaginales, o en el cultivo de la orina o las secreciones uretrales. Los pacientes y sus parejas sexuales deben tratarse con metronidazol o tinidazol.

Trichomonas vaginalis es un protozoo flagelado de transmisión sexual que infecta con mayor frecuencia a mujeres que a hombres; en los Estados Unidos, de 2013 a 2016, entre las personas de 14 a 59 años de edad, la prevalencia fue del 2,1% en las mujeres y del 0,5% en los hombres (1 Referencia La tricomoniasis es la infección de la vagina o el aparato genital masculino por Trichomonas vaginalis. La enfermedad puede ser asintomática o causar uretritis, vaginitis o, en ocasiones... obtenga más información ). La infección puede ser asintomática en ambos sexos. En este sexo, los microorganismos pueden permanecer durante períodos prolongados en el aparato urogenital sin causar síntomas y pueden transmitirse a las parejas sexuales. La tricomoniasis puede ser responsable de hasta el 5% de las uretritis no gonocócicas ni por clamidias que se identifican en hombres en algunas regiones.

Referencia

  • 1. Flagg EW, Meites E, Phillips C, et al: Prevalence of trichomonas vaginalis among civilian, noninstitutionalized male and female population aged 14 to 59 years: United States, 2013 to 2016. Sex Transm Dis 46(10):e93-e96, 2019. doi:10.1097/OLQ.0000000000001013

Signos y síntomas de la tricomoniasis

En las mujeres, los síntomas de tricomoniasis van desde ninguno hasta flujo vaginal amarillo-verdoso espumoso y abundante con olor a pescado con dolor en la vulva y el periné, dispareunia y disuria. La infección asintomática puede comenzar a producir síntomas en cualquier momento debido a la inflamación de la vulva y el periné y al edema de los labios. Las paredes vaginales y la superficie del cuello uterino pueden revelar máculas puntiformes en forma de "fresa" de color rojo. El paciente también puede presentar uretritis y, en ocasiones, cistitis.

Los hombres no suelen presentar síntomas, aunque a veces la uretritis genera una secreción transitoria, de naturaleza espumosa o purulenta, que causa disuria y polaquiuria, en general a la mañana temprano. La uretritis suele ser leve y sólo provoca mínima irritación uretral y ocasional humedecimiento del meato uretral o debajo del prepucio. La epididimitis y la prostatitis son complicaciones infrecuentes.

Diagnóstico de la tricomoniasis

  • Estudios vaginales con pruebas de amplificación de ácidos nucleicos (NAAT), examen microscópico con montaje húmedo, pruebas rápidas de antígeno con tiras reactivas, o a veces, cultivo o citología cervical

  • En el hombre, urocultivo o cultivo de material obtenido con hisopado uretral

En las mujeres, se puede implementar alguna de las siguientes pruebas de diagnóstico en las secreciones vaginales:

  • Pruebas por amplificación de ácidos nucleicos

  • pH vaginal y microscopia de preparado húmedo

  • Prueba de tira reactiva de flujo inmunocromatográfico

Las pruebas por amplificación de ácidos nucleicos (NAAT) son más sensibles que el examen microscópico o el cultivo para el diagnóstico de tricomoniasis en mujeres. También se dispone de pruebas de tiras reactivas de flujo inmunocromatográfico para la evaluación de mujeres en el centro de atención. La citología cervical (prueba de Papanicolaou) no se utiliza para investigar tricomoniasis, pero a veces se detecta la infección de manera incidental.

El examen microscópico permite a los médicos evaluar la tricomoniasis y la vaginosis bacteriana Vaginosis bacteriana Una vaginosis bacteriana es una disbiosis debida a una alteración compleja de la flora vaginal en la que disminuye la cantidad de lactobacilos y aumenta la de anaerobios patógenos. Los síntomas... obtenga más información Vaginosis bacteriana al mismo tiempo, porque estas causan síntomas similares y/o pueden coexistir. Las secreciones vaginales se obtienen del fondo de saco posterior. Se mide el pH. Y luego deben prepararse sobre dos portaobjetos, uno diluido con hidróxico de potasio al 10% (preparado húmedo con KOH) y el otro con cloruro de sodio al 0,9% (preparado húmedo con solución fisiológica). En el examen del preparado húmedo con KOH, se intenta detectar el olor a pescado generado por las aminas sintetizadas en la vaginitis en la vaginosis bacteriana Vaginosis bacteriana Una vaginosis bacteriana es una disbiosis debida a una alteración compleja de la flora vaginal en la que disminuye la cantidad de lactobacilos y aumenta la de anaerobios patógenos. Los síntomas... obtenga más información Vaginosis bacteriana . El preparado húmedo en solución fisiológica se examina al microscopio tan pronto como sea posible para identificar las tricomonas, que pueden volverse inmóviles y ser más difíciles de reconocer pocos minutos después de la preparación del portaobjetos. (Las tricomonas son microorganismos flagelados en forma de pera, a menudo móviles, que miden en promedio entre 7 y 10 micrómetros, es decir, el tamaño aproximado de los leucocitos, aunque pueden alcanzar hasta 25 micrómetros). Las tricomonas suelen asociarse con numerosos neutrófilos. La tricomoniasis también es suele diagnosticarse por observación del microorganismo al realizar una prueba de Papanicolaou (Pap).

El cultivo de orina o de hisopados uretrales es la única prueba validada para la detección de T. vaginalis en los hombres. En los hombres, la microscopia de una muestra de orina es poco sensible, y las pruebas de amplificación de ácidos nucleicos (NAAT) por ahora no están autorizadas por la FDA, pero se podría disponer de ellas si los laboratorios locales realizan estudios de validación interna.

Al igual que en todas las infecciones de transmisión sexual, los pacientes con tricomonas requieren otros exámenes para excluir otras enfermedades de transmisión sexual frecuentes como gonorrea e infección por clamidia.

Tratamiento de la tricomoniasis

  • Metronidazol o tinidazol por vía oral

  • Tratamiento de las parejas sexuales

Las mujeres con tricomoniasis deben recibir metronidazol en dosis de 500 mg por vía oral 2 veces al día, durante 7 días. Los hombres deben recibir 2 g de metronidazol por vía oral en una dosis única. Un tratamiento alternativo para mujeres y hombres consiste en tinidazol en dosis única de 2 g por vía oral.

Si en la mujer la infección persiste y se ha descartado la reinfección por parejas sexuales, se debe volver a tratar con metronidazol en dosis de 500 mg 2 veces al día durante 7 días, o tinidazol en dosis de 2 g por vía oral una vez al día durante 7 días.

El metronidazol puede ocasionar leucopenia, reacciones semejantes a las provocadas por el disulfiram tras el consumo de alcohol o sobreinfecciones candidiásicas. El medicamento está relativamente contraindicado al comienzo del embarazo, aunque puede no ser peligroso para el feto después del primer trimestre. No se confirmó la seguridad del tinidazol durante el embarazo, por lo que no se indica.

Las parejas sexuales de pacientes con tricomoniasis deben ser evaluadas y tratadas con los mismos regímenes que dependen del sexo, y deben ser investigadas para detectar otras infecciones de transmisión sexual (ITS). Si se sospecha que las parejas sexuales del paciente no van a volver para el seguimiento, puede administrarse la terapia a las parejas de los pacientes con tricomoniasis documentada sin confirmar la infección en sus parejas.

Conceptos clave

  • La tricomoniasis puede ser asintomática, especialmente en los hombres, o causar vaginitis o a veces uretritis.

  • En las mujeres, diagnosticar por examen microscópico de las secreciones vaginales, pruebas de tiras reactivas o pruebas por amplificación de ácidos nucleicos.

  • En los hombres sintomáticos, diagnosticar mediante cultivo de orina, hisopado uretral, o posiblemente pruebas de amplificación de ácidos nucleicos.

  • Tratar a los pacientes y sus parejas sexuales con metronidazol o tinidazol oral.

Vista para pacientes
NOTA: Esta es la versión para profesionales. PÚBLICO GENERAL: VER VERSIÓN PARA PÚBLICO GENERAL
quiz link

Test your knowledge

Take a Quiz! 
ANDROID iOS
ANDROID iOS
ANDROID iOS
ARRIBA