Manual Merck

Please confirm that you are not located inside the Russian Federation

Cargando
Datos clave

Artritis reactiva

Por

The Manual's Editorial Staff

Última revisión completa abr 2018
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Obtenga los detalles completos
NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales

La artritis es un grupo de enfermedades que hacen que sus articulaciones duelan, se hinchen y se pongan rojas. Existen muchos tipos diferentes de artritis.

¿Qué es la artritis reactiva?

La artritis reactiva es un tipo de artritis que aparece como reacción a una infección en algún lugar de su cuerpo. La artritis reactiva es distinta de una verdadera infección dentro de una articulación.

  • Los síntomas consisten en dolor articular e hinchazón.

  • También puede presentar tendones hinchados, dolor de espalda, sarpullido u ojos enrojecidos

  • Los síntomas aparecen al cabo de pocos días o semanas después de tener una infección en el intestino (gastroenteritis) o una enfermedad de transmisión sexual (ETS)

  • Por lo general, los médicos pueden saber si usted sufre artritis reactiva a partir de sus síntomas y de una exploración

  • Los medicamentos pueden ayudar a tratar sus síntomas

En la mayoría de los casos, la artritis reactiva desaparece en 3 o 4 meses. La mitad de las personas presentan síntomas que aparecen y desaparecen durante varios años. Las articulaciones y la columna vertebral pueden deformarse si los síntomas no desaparecen o reaparecen de forma regular. Algunas personas afectadas por artritis reactiva llegan a una situación de discapacidad permanente.

¿Cuál es la causa de la artritis reactiva?

La mayoría de las artritis reactivas están causadas por dos tipos de infección:

  • Enfermedades de transmisión sexual (ETS), con mayor frecuencia en hombres de 20 a 40 años de edad

  • Infecciones intestinales por ciertas bacterias

Sin embargo, la mayoría de las personas que sufren estas infecciones no contraen artritis reactiva. Un gen específico hereditario puede causar que algunas personas contraigan artritis reactiva mientras que otras no.

¿Cuáles son los síntomas de la artritis reactiva?

Los síntomas más frecuentes son:

  • Dolor, hinchazón, enrojecimiento y calor en una o más articulaciones, generalmente de las piernas

  • Dolor e hinchazón de los ligamentos y tendones que rodean una articulación

  • Dolor de espalda, si la enfermedad es grave

Además del dolor articular, usted puede sentir malestar general con síntomas como:

  • Febrícula

  • Sentirse cansado y hecho polvo

  • Falta de apetito y pérdida de peso

También puede tener problemas que no afectan sus articulaciones. Por ejemplo, usted puede tener:

  • Ojos enrojecidos e irritados y, algunas veces, problemas de visión (uveítis)

  • Úlceras bucales

  • Una erupción dura y gruesa en la piel, especialmente en las palmas de las manos, las plantas de los pies y alrededor de las uñas

A veces, la infección que causó la artritis reactiva no ha desaparecido. Usted aún puede tener:

  • Dolor cuando orina o una secreción procedente de su vagina o su pene si usted sufre una ETS

  • Diarrea, si tiene una infección intestinal

¿Cómo pueden saber los médicos si tengo artritis reactiva?

Los médicos pueden saber si usted tiene artritis reactiva basándose en sus síntomas y examinándole. Los médicos también pueden hacer:

  • Radiografías para evaluar el daño en las articulaciones

  • Pruebas para descartar otras enfermedades que puedan causar artritis

  • A veces, pruebas para analizar el líquido procedente de una articulación inflamada

Si tiene síntomas de una infección intestinal o una ETS, los médicos le harán pruebas para detectar dichas infecciones.

¿Cómo tratan los médicos la artritis reactiva?

Los médicos tratan la infección que ha provocado la artritis reactiva si aún no ha desaparecido.

Para ayudar a aliviar el dolor en las articulaciones y otros síntomas, los médicos pueden recetar medicamentos como:

  • Antiinflamatorios no esteroideos (AINE) para aliviar el dolor articular y la hinchazón

  • Inyecciones de corticoesteroides en las articulaciones hinchadas

  • Algunas veces, medicamentos que actúan sobre su sistema inmunológico para disminuir la inflamación

La fisioterapia puede contribuir a mantener las articulaciones sueltas.

Los problemas de los ojos y la piel relacionados con la artritis reactiva generalmente no necesitan tratamiento.

NOTA: Esta es la versión para el público general. MÉDICOS: Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Hacer clic aquí para la versión para profesionales
Obtenga los

También de interés

REDES SOCIALES

ARRIBA