Manual Merck

Please confirm that you are a health care professional

Cargando

Otras infecciones por arbovirus

Por

Thomas M. Yuill

, PhD, University of Wisconsin-Madison

Última modificación del contenido mar. 2020
Información: para pacientes

Los arbovirus (virus transmitidos por artrópodos) son todos los virus que se transmiten al ser humano o a otros vertebrados por ciertas especies de artrópodos hematófagos, especialmente insectos (moscas y mosquitos) y arácnidos (garrapatas).

Enfermedad de Chikungunya

La enfermedad por Chikungunya consiste en un cuadro febril agudo seguido por una poliartritis más crónica que puede persistir durante meses o años. La muerte es muy poco común.

La enfermedad por Chikungunya se transmite por los mosquitos Aedes y es más frecuente en África, India, Pakistán, Guam, el sudeste asiático, Nueva Guinea, China, México, América Central y del Sur, islas del Caribe, el Océano Índico y áreas específicas de Europa. La transmisión local limitada ha sido identificada en Florida, Puerto Rico y Virgin Islands de los EE.UU.

La prevención de la enfermedad de chikungunya requiere evitar las picaduras de los mosquitos.

Enfermedad de Mayaro

Esta enfermedad semejante al dengue es transmitida por mosquitos. Es común en Brasil, Bolivia, y un caso más reciente en Trinidad sugiere que puede diseminarse a otras áreas de las Américas que tienen una población abundante de Aedes aegypti.. El virus Mayaro es un alfavirus de la familia Togavirus.

La prevención de la enfermedad de Mayaro requiere evitar las picaduras de los mosquitos.

Fiebre de Oropouche

El virus Oropouche es un bunyavirus del grupo Simbu.

El virus Oropouche se transmite a los seres humanos a través de Culicoides paraensis, una especie de mosquitos picadores (pequeños insectos voladores) presentes en América del Sur, Central y el Caribe.

La transmisión del virus Oropuche se produce en 2 ciclos:

  • Salvaje

  • Urbano-epidémico

En el ciclo silvestre, el reservorio del virus Oropuche es fauna silvestre (p. ej., primates, perezosos, ciertos artrópodos). En el ciclo urbano-epidémico, los seres humanos son el reservorio principal, y el ciclo de la infección es de persona a persona a través del mosquito vector.

El virus Oropouche se ha estado acercando a las principales ciudades de Brasil, y algunos funcionarios de salud pública creen que el virus tiene un gran potencial epidémico en toda la zona en la que ocurre. La Organización Mundial de la Salud recomienda que la fiebre de Oropouche se incluya en el diagnóstico diferencial clínico de otras infecciones febriles por arbovirus (p. ej., enfermedad por el virus Chikungunya, dengue, fiebre amarilla, Zika) (1).

En los seres humanos, la fiebre de Oropouche se parece al dengue y causa fiebre aguda e infección, que puede conducir a meningitis y meningoencefalitis.

El tratamiento es sintomático.

No existe una vacuna contra esta infección. La prevención de la fiebre de Oropouche requiere evitar las picaduras de los mosquitos.

Encefalitis transmitida por garrapatas

La encefalitis transmitida por garrapatas es causada por un flavivirus que tiene 3 subtipos, europeo, siberiano y del Lejano Oriente.

La encefalitis transmitida por garrapatas se transmite a los seres humanos en áreas focales que se extienden desde el este de Francia hasta el norte de Japón por la picadura de garrapatas infectadas de cuerpo duro, Ixodes ricinus en Europa e Ixodes persulcatus en Siberia y el Lejano Oriente. Las garrapatas son reservorios de vectores y virus, y los roedores pequeños son el principal huésped amplificador. La encefalitis transmitida por garrapatas también se puede adquirir al ingerir productos lácteos no pasteurizados (como leche y queso) de cabras, ovejas o vacas infectadas.

Los casos ocurren desde principios de la primavera hasta fines del verano cuando las garrapatas son más activas. En un principio ocurre una enfermedad seudogripal leve; la enfermedad suele desaparecer en pocos días, pero alrededor del 30% de los pacientes presentan síntomas más graves (p. ej., meningitis, meningoencefalitis). La incidencia es más alta y la gravedad de la enfermedad es mayor en personas ≥ 50 años.

En Estados Unidos, la encefalitis transmitida por garrapatas no es una enfermedad de declaración obligatoria a nivel nacional; sin embargo, los Centros para el control y la prevención de enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) comunicaron 5 casos de encefalitis transmitida por garrapatas entre los viajeros estadounidenses a Europa y China desde 2000 hasta 2011 (2).

Debe sospecharse encefalitis transmitida por garrapatas en los viajeros que presentan alguno de los siguientes cuadros:

  • Una enfermedad febril inespecífica que progresa a enfermedad neuroinvasora dentro de las 4 semanas posteriores al arribo a un área endémica

  • Riesgo de exposición a garrapatas

El diagnóstico de la encefalitis transmitida por garrapatas generalmente se realiza serológicamente mediante la detección de anticuerpos IgM específicos en sangre o líquido cefalorraquídeo, que generalmente aparecen solo después del inicio de las manifestaciones neurológicas. El virus que causa la encefalitis transmitida por garrapatas se puede detectar algunas veces en el suero mediante el aislamiento del virus o la reacción en cadena de la polimerasa con transcriptasa inversa (RT-PCR) en un período más temprano de la enfermedad antes de que los títulos de los anticuerpos aumenten.

Al igual que con otras meningoencefalitis virales, el tratamiento es sintomático.

Aunque en Estados Unidos no se dispone ni de licencias ni de vacunas para la encefalitis transmitida por garrapatas, sí se dispone de varias vacunas inactivadas eficaces contra dicha enfermedad en Rusia, Europa y Canadá. La vacunación se recomienda para las personas que trabajan al aire libre o participan en actividades recreativas en áreas endémicas y están en riesgo de exposición a garrapatas.

Virus Powassan

En los Estados Unidos, la encefalitis transmitida por garrapatas es causada principalmente por el virus Powassan, un flavivirus que está relacionado antigénicamente con el virus del Nilo occidental, la encefalitis de St. Louis y los virus de encefalitis transmitida por garrapatas. Las infecciones por el virus Powassanse han informado principalmente en los estados del nordeste y en la región de los Grandes Lagos. También se han informado infecciones por el virus Powassan en seres humanos en el sudeste de Canadá y Rusia (sudeste de Siberia, al noreste de Vladivostok).

En los Estados Unidos, hay 2 tipos de virus Powassan, ambos vinculados a enfermedades humanas:

  • Virus Powassan linaje 1: asociado con garrapatas Ixodes cookei o Ixodes marxi

  • El virus Powassan linaje 2 (a veces llamado virus de la garrapata del ciervo): asociado con garrapatas Ixodes scapularis, la misma garrapata que propaga la enfermedad de Lyme, la anaplasmosis y la babesiosis

La infección por el linaje 2 del virus Powassan es más probable que la infección por el linaje 1 porque las garrapatas I. cookei rara vez muerden a las personas.

El tiempo en que se debe unir una garrapata infectada para transmitir el virus Powassan es probablemente mucho más corto (15 min) que el necesario para la enfermedad de Lyme (24 a 48 h [3]).

Aunque es rara, la encefalitis por virus Powassan parece estar aumentando desde 2009. Se ha notificado un total de 114 casos de infección por el virus Powassan en los Estados Unidos desde 2009 hasta 2018, que incluye entre 6 y 33 casos al año; la mayoría (133) fueron enfermedades neurológicas, que produjeron 12 muertes. Los casos ocurren desde fines de la primavera hasta mediados del otoño, cuando las garrapatas son más activas (4).

En los casos informados de infección por el virus Powassan, las secuelas neurológicas fueron frecuentes y la tasa de letalidad fue alta (hasta 10 a 15%). Esta alta morbilidad y mortalidad puede ser el resultado del sesgo de notificación porque se sabe que la seropositividad en las regiones endémicas es mucho más común que los casos informados, lo que sugiere que hay tasas más altas de infección asintomática.

La infección por el virus Powassan se debe considerar en pacientes con encefalitis, especialmente cuando el paciente tiene antecedentes de mordedura de garrapata o pasa mucho tiempo al aire libre. El diagnóstico es similar al de la encefalitis transmitida por garrapatas, con pruebas serológicas para detectar anticuerpos IgM específicos del virus de Powassan en suero o líquido cefalorraquídeo y confirmado con pruebas de anticuerpos neutralizantes en muestras de suero de fase aguda y de convalecencia en un laboratorio estatal de salud o en los CDC.

No hay vacuna para la infección por el virus Powassan; la vacuna para la encefalitis transmitida por garrapatas disponible fuera de EEUU está dirigida contra diferentes flavivirus y, cuando una de estas vacunas para la encefalitis transmitida por garrapatas se probó en ratones, no demostró protección contra el virus Powassan.

Las personas en riesgo deben usar medidas de protección personal para prevenir las picaduras de garrapatas.

Otros virus transmitidos por garrapatas

Otros virus transmitidos por garrapatas en los Estados Unidos

  • Virus de Bourbon: este virus fue aislado de un solo paciente que murió con insuficiencia multiorgánica en el condado de Bourbon, Kansas.

  • Virus Heartland: hasta 2018 se han informado más de 40 casos de enfermedad por el virus Heartland en los estados del medio Oeste y el sur de los Estados Unidos (5). La infección por este virus por lo general causa una enfermedad febril autolimitada e inespecífica, que puede asociarse con leucopenia. Puede haber trombocitopenia y las transferasas hepáticas pueden estar elevadas. Un paciente murió

  • Virus de la fiebre transmitida por garrapatas de Colorado: un coltivirus causa la fiebre transmitida por garrapatas de Colorado. La fiebre de la garrapata de Colorado se ha diagnosticado en áreas del oeste de los EE.UU. Y Canadá que se encuentran entre 4.000 y 10.000 pies sobre el nivel del mar. Causa una enfermedad febril inespecífica que rara vez se complica con meningitis o encefalitis. En raras ocasiones, se transmite por transfusión de sangre.

Virus del serogrupo de la encefalitis de California

Los virus del serogrupo de la encefalitis de California, incluido el virus de la encefalitis de California, el virus de La Crosse y el virus del cañón Jamestown, pertenecen a la familia Bunyaviridae. Estos virus son transmitidos y mantenidos por mosquitos Aedes y se transmiten en las Montañas Rocosas, el este de los Estados Unidos, el sudeste de Canadá y Europa occidental.

Los virus del serogrupo de la encefalitis de California producen síntomas (p. ej., fiebre, somnolencia, obnubilación, signos neurológicos focales, convulsiones), sobre todo en los niños, excepto el virus del cañón de Jamestown, que también puede afectar a adultos. El compromiso del lóbulo temporal puede simular una encefalitis herpética y el 20% de los pacientes presenta problemas conductuales o convulsiones recidivantes.

No se definió un tratamiento para la enfermedad.

Fiebre hemorrágica de Omsk y enfermedad del bosque de Kyasanur

La fiebre hemorrágica de Omsk y la enfermedad del bosque de Kyasanurse se transmiten por garrapatas o por el contacto directo con un animal infectado (p. ej., roedores, monos). La fiebre hemorrágica de Omsk es causada por un flavivirus; se identifica en Rusia, incluso en Siberia. Enfermedad del bosque de Kyasanur, también causada por un flavivirus, se detecta en la India.

La fiebre hemorrágica de Omsk y la enfermedad del bosque de Kyasanur son enfermedades febriles agudas acompañadas de diátesis hemorrágica, hipotensión arterial, leucopenia y trombocitopenia; algunos pacientes desarrollan encefalitis en la tercera semana. La tasa de mortalidad por casos asociada con la fiebre hemorrágica de Omsk es < 3% y la asociada con la enfermedad del bosque de Kyasanur oscila entre 3 y 5% (6, 7).

La prevención requiere evitar las picaduras de las garrapatas y las mordeduras de los animales infectados. En India se desarrolla una vacuna contra el virus de la fiebre de Kyasanur.

Fiebre del valle de Rift

La fiebre del valle de Rift, causada por un phlebovirus, es diseminada por mosquitos y puede ser transmitida por los siguientes:

  • El contacto directo o indirecto con sangre u órganos de animales infectados (p. ej., durante su sacrificio, el corte de la carne o en procedimientos veterinarios)

  • Inhalación de aerosoles infectados

  • La ingestión de leche cruda de animales infectados

Los huevos de los mosquitos Aedes infectados por virus pueden contener el virus. Esos huevos infectados pueden persistir durante meses a años y, cuando entran en contacto con humedad, pueden incubarse y producir mosquitos hembras adultas infectadas capaces de transmisión.

La fiebre del valle de Rift se identifica en América del Sur, la región oriental de África, Arabia y Egipto (8).

Rara vez, la fiebre del valle de Rift se complica con trastornos oculares, meningoencefalitis o una forma hemorrágica (asociada con una tasa de letalidad del 50%).

Se desarrolló una vacuna para el ganado, y en la actualidad se investiga una para los seres humanos.

Referencias de arbovirus

  • 1. WHO: Oropouche virus disease - Peru

  • 3. Doughty CR, Yawetz S, Lyons J: Emerging causes of arbovirus encephalitis in N America: Powassan, Chikungunya and Zika Viruses. Curr Neurol Neurosci Rep 17:12, 2017. doi 10.1007/s119190-017-724-2.

  • 4. CDC: Powassan Virus Statistics and Maps

  • 5. CDC: Heartland virus disease (Heartland) Statistics & Maps

  • 6. CDC: Omsk Hemorrhagic Fever Signs and Symptoms

  • 7. CDC: Kyasanur Forest Disease Signs and Symptoms

  • 8. CDC: Rift Valley fever Distribution Map

Información: para pacientes
NOTA: Esta es la versión para profesionales. PÚBLICO GENERAL: Hacer clic aquí para obtener la versión para público general.
Obtenga los

También de interés

Videos

Ver todo
Cómo lavarse las manos
Video
Cómo lavarse las manos
Modelos 3D
Ver todo
SARS-CoV-2
Modelo 3D
SARS-CoV-2

REDES SOCIALES

ARRIBA